Páginas

miércoles, 18 de diciembre de 2013

Crónica de la estrella 26

Mayo 2012, la U no atraviesa por un buen momento, o mejor dicho por una buena temporada, los esfuerzos del Chemo por levantar un equipo en crisis deportiva y su dirigencia por salvar la parte económica son inútiles, se decide nombrar la administradora temporal que le dice hasta acá no más Chemo y le invita a su renuncia, el Chemo dice: "Ok, bueno es lo que me toca por apostar", pues no tiene de donde tomar jugadores y decide acudir a la cantera, muy criticado por eso.
Nolberto Solano, exitoso jugador, muy talentoso y conocedor del futbol, es nombrado director técnico y maneja una campaña regular, la inversión en el plantel es mínima, pero eso es cuestionable, al igual que el Chemo se complica porque el equipo es muy joven pues no hay dinero para contratar jugadores para afrontar la liga y tiene que apostar por lo que le toca, ver hacia el interior, las canteras.
2013. Cesado Solano, se convoca  a Angel Comizzo, técnico que viene de México, torneo mucho más exigente que el nuestro, y asume el plantel con sabiduría y lo que es justo decir con jugadores que ya tuvieron una época difícil con Chemo y Solano, se la jugaron y les hicieron jugar con su juventud, a exigirles que cumplan, que jueguen y suden la camiseta aún sin "experiencia". Así afrontó la U el torneo 2013, con sus jugadores, con su gente, con personas comprometidas con una emoción, con un sentimiento. Sabiendo que son chicos, que no se amilanaron ante los llamados jugadores de experiencia de otros equipos, jugaron creyendo en ellos, creyendo en poder, creyendo en sus sueños.
Hay que ser justos en mencionar a la Sra. Rocío Chávez, hoy se comprende las duras decisiones que tomaron y es atinado decir que afrontaron como verdaderos cremas esta etapa.
Lo lograron, la U hoy tiene la estrella 26, el campeonato 26 de su vasta lista de éxitos, lograda en una ciudad de altura, Huancayo. Esta estrella es una de las más importantes porque es lograda con la raza del ave fénix, porque hace un año la U estaba por ir a la segunda división y hoy es campeón nacional con jugadores de sus canteras, con personas jóvenes, con personas con RAZA, con personas con GARRA, con personas comprometidas y que nunca dejaron de CREER.